7 cosas que debe saber el Padre de un recién nacido

Ser papá de un recién nacido no es cosa fácil. Por muchos libros que hayas leído y sin importar cuánto te hayas preparado, ningún bebé es igual, cada parto es diferente y todas las parejas pasan por esta etapa de formas distintas que las demás.

Sin embargo hay 7 cosas que los Padres TOP coinciden:

1. Nunca volverás a dormir igual. Y si no nos crees pregúntale a Sergio Sepúlveda en Cartas de papá. Y es que no importa si tiene 1 mes, 2 años o 18, jamás vuelves “a pegar ojo” como cuando eras soltero.

2. Todo es prueba y error. Vas a comprender perfectamente por qué dicen que “nadie nos enseña a ser padres” Aunque hayas aprobado con 10 el curso psicoprofiláctico con tu pareja y sepas todo lo necesario por el coaching de paternidad que tomaste on line, el verdadero examen lo vivirás cada día, todos los días.

3. Tu pareja será en verdad tu mejor amiga. El apoyo entre ustedes será básico. La maternidad y paternidad se viven mejor si se apoyan el uno al otro. Aprende a cambiarle el pañal, darle papilla o sacarle los gases. Será básico cuando quieras darle un momento de relax a la mamá de tu bebé.

4. Lo que funciona con tu sobrino no necesariamente con tu hijo. Esto aplica con el hijo de tu amigo o de tu compañero de trabajo. Ningún bebé es igual a otro y lo que le funcionó al vecino puede no funcionar contigo. Tu y tu bebé se irán entendiendo poco a poco hasta que te vuelvas experto en entenderlo.

5. No frustrarse es la mejor herramienta. Tu pareja tiene todavía las hormonas del embarazo y posparto a todo lo que dan. Puede haber depresión tanto de ella como tuya y quizás el no saber qué hacer con su nuevo hijo a la primera los decepcione un poco. No te frustres, deja que lo que sientes fluya y siempre conversa con ella, con un amigo o si lo crees necesario un especialista, pero ¡háblalo!

6. Tus papás sí, siempre tienen la razón. No necesitamos ahondar mucho en este punto, pero llegará un momento en que entenderás cuánta razón tenían cuando te lo decían.

7. Aprenderás a aprovechar cada momento para tener sexo… o dormir. No importa qué tan cansado estés, siempre dile a tu esposa lo mucho que la quieres y lo buena mamá que es. Si tienen un momento o alguien puede cuidar a su bebé para que se distraigan, ¡aprovéchenlo! Cuando tienes hijos el tiempo es oro.

¿Nos faltó alguno? Compártelo en soytopmotherredes@gmail.com

Debes haber ingresado en tu cuenta para comentar Ingresa