Inflamación Postparto

En el posparto, la inflamación del cuerpo de la madre puede ser un signo normal. Sin embargo, cuando esta no disminuye a los pocos días, será urgente consultar con un experto, ya que puede ser signo de alerta de una complicación médica mayor.
El edema puede sucederle tanto a las madres que han tenido parto natural como a aquellas que han pasado por una cesárea, y por lo general esta hinchazón disminuye, sobre todo si se consumen abundantes líquidos.
No obstante, es necesario estar atentas, pues en los casos en que la inflamación no disminuye y, por el contrario, aumenta, puede ser signo de preeclampsia (hipertensión arterial) leve o severa.

Se recomienda:
Realice ejercicio, tome abundantes líquidos y mantenga una dieta balanceada antes, durante y después del embarazo.
– Después del parto, es importante tomar muchos líquidos para ayudar a la eliminación de los mismos. Se recomienda sobre todo beber agua, jugos naturales sin azúcar y agua de hinojo. Tomar bastante líquido favorece también la lactancia.
– Una vez se presente el edema en las piernas o los pies, elévelos entre 30 y 45 grados, para favorecer la eliminación de los líquidos y disminuir la inflamación. Cambie de posición regularmente.

Debes haber ingresado en tu cuenta para comentar Ingresa